AL ILMO. SR. DIRECTOR DE LA ESCUELA JUDICIAL DE BARCELONA

Ilmo. Sr.

Mediante esta comunicación, deseamos ratificar nuestro interés en que se programen actividades divulgativas sobre cada una de las asociaciones firmantes entre los alumnos de la 72ª Promoción de la Escuela Judicial. Como viene siendo habitual, se solicita que, dentro del calendario lectivo, se programen sesiones en las que los representantes de cada asociación judicial puedan acudir a las instalaciones de la Escuela, para exponer su propia visión de la carrera y de la función jurisdiccional, y presentar ante los alumnos la actividad que desarrollan, así como sus respectivos principios, objetivos y programas.

Obviamente, la asistencia a esta actividad ha de ser voluntaria. Pero, si a ello se une el comprensible desconocimiento que existe entre muchos alumnos sobre las asociaciones judiciales, y la falta de percepción de que esta cuestión deba ser afrontada de forma prioritaria, existe un riesgo evidente de que la asistencia a estas sesiones sea baja.

Somos conscientes de que no podemos pretender que desde la Escuela Judicial se fomente el asociacionismo de ningún modo. No obstante, debemos poner en valor la importancia de esta actividad, que constituye una toma de contacto (en muchos casos, la primera) entre los alumnos de la Escuela con cada una de las asociaciones. Es más, la posibilidad de conocer de primera mano el mensaje de todas y cada una de las asociaciones, confrontado sus opiniones sobre diversos temas, supone una oportunidad única, que probablemente los alumnos ya no podrán tener a lo largo de su carrera profesional. En ese sentido, sí nos vemos legitimados para apelar a la función de la Escuela Judicial como institución que ha de velar por una formación integral de lo que supone ser juez, y que ha de fomentar el debate y el intercambio de ideas respecto de todas las cuestiones relacionadas con la carrera.

Huelga decir que las distintas asociaciones judiciales concedemos una gran importancia a esta actividad, como un modo idóneo de que los alumnos de la Escuela puedan conocer nuestros programas, y nos planteen las dudas e inquietudes que les afectan en este periodo de formación previo al ingreso efectivo en la carrera. Preparamos estas sesiones con especial dedicación, planificándolas adecuadamente y asignando para ellas, en muchas ocasiones, a representantes que viajan hasta Barcelona desde su lugar de residencia habitual, haciendo un paréntesis en su vida personal y profesional. Entendemos, sobre todo, que el objetivo último de esta actividad ha de ser el de generar un estímulo entre los alumnos sobre cuestiones propias de la carrera, aportando visiones desde ópticas diferentes de las que se ofrecen en la Escuela Judicial.

Por ello, todas las asociaciones firmantes deseamos resaltar la importancia de que, a la hora de programar estas sesiones, se realicen unas asignaciones de día y hora que favorezcan la asistencia y la participación de los alumnos. Sin duda, el éxito de esta actividad depende en gran medida de la colaboración de la Escuela Judicial al hacer su planificación y ajustarla al calendario propio de su actividad docente. De ningún modo puede entenderse que esta actividad constituya un mero trámite a cumplimentar cada año, o que obedezca a un compromiso institucional que sirva sólo para rellenar agendas. Sin una implicación efectiva de la Escuela, esta actividad puede devenir inútil en la práctica.

En especial, hacemos esta petición tras la desagradable experiencia padecida el año anterior (Promoción 71ª), cuando se reservaron para estas sesiones cuatro tardes en las dos últimas semanas de curso lectivo, sin ninguna otra actividad prevista para esas tardes, lo que constituyó un factor claramente desincentivador, que se tradujo en una asistencia muy escasa a las sesiones. Entendemos que lo ocurrido entonces es una muestra clara de cómo no debe planificarse esta actividad, y confiamos en que constituyó un hecho puntual y aislado, que no se dará en el futuro.

Somos conscientes de la dificultad que entraña planificar el calendario de cada Promoción de la Escuela Judicial, debido a las limitaciones de tiempo y a que los aspectos que han de abarcarse para ofrecer una adecuada formación a los futuros jueces son cada vez más complejos y difíciles de abordar. No obstante, confiamos en que la Escuela Judicial será sensible a nuestros planteamientos, y hará lo necesario para que una situación como la vivida el año pasado no vuelva a repetirse. Por todo ello, solicitamos que, para la Promoción 72ª de la Escuela Judicial, y para años sucesivos, se otorgue a esta actividad divulgativa una programación adecuada, que fomente la asistencia y participación entre los alumnos.

Atentamente

Barcelona, 4 de mayo de 2022

ASOCIACIÓN PROFESIONAL DE LA MAGISTRATURA

ASOCIACIÓN JUDICIAL FRANCISCO DE VITORIA

JUEZAS Y JUECES PARA LA DEMOCRACIA

FORO JUDICIAL INDEPENDIENTE